Los Volcanes y la Energía Geotérmica

Nicaragua aprovecha sus volcanes para producir energía no contaminante

Nicaragua, es lo que muchos expertos llaman un paraíso de las energías renovables: extensos recursos geotérmicos – producto de su larga cadena de volcanes y actividad sísmica-, una excelente exposición al viento y al sol, y una gran cantidad de fuentes dispersas de agua.

Hoy es el tercer país del istmo después de El Salvador y Costa Rica en generación de electricidad a partir de energía geotérmica, aunque el alcance energético de sus recursos es considerado como el mayor de Centroamérica. Posee reservas potenciales estimadas en 1.500 MW (más de la capacidad del sistema energético nacional que es de 1.300 MW) pero solo un 10% han sido desarrollados por sus dos plantas, Polaris y Momotombo.

Paradójicamente, hasta hace algunos años Nicaragua era dependiente de productos derivados del petróleo, excesivamente costosos y nada amigables con el medio ambiente. A esto se suma un tendido eléctrico limitado y una de las tarifas más caras de la región, con un promedio de 0,24 dólares por kilovatio/hora.

Planta Polaris, en Nicaragua.

Teniendo en cuenta que el 42,5% de la población está debajo de la línea nacional de pobreza, la falta de acceso constante a energía eléctrica plantea un problema para el desarrollo económico de sus habitantes.

Con este panorama a cuestas, a partir del año 2006 el país se replanteó un cambio en su matriz energética a través de una fuerte apertura hacia la inversión privada en energías renovables. En la actualidad, un 58% de la energía se produce a partir de fuentes limpias y seguras y el restante 42% proviene del búnker, un combustible derivado del petróleo, según estimaciones del Ministerio de Energía y Minas (MEM).

¿Qué es la energía geotérmica?

Para visualizarlo mejor: se trata de grandes reservorios de agua a cientos de kilómetros de profundidad que entran en contacto con el magma. El vapor generado por ese contacto escapa de las entrañas de la tierra en la forma de columnas de gas, que salen disparadas hacia el cielo. Las plantas geotérmicas canalizan ese vapor hacia generadores y cuando el agua se enfría es devuelta a las profundidades, por lo que se tiene una fuente inagotable de energía limpia.

Según expertos del Banco Mundial, la energía geotérmica se puede generar a costos relativamente bajos, en comparación con la energía proveniente de combustibles fósiles. También es amable con el medioambiente, de acuerdo a los expertos.

“La generación de este tipo de energía no solo es importante por los efectos positivos en la economía, sino también por la reducción de emisión de gases de efecto invernadero en prácticamente 80,000 toneladas”, afirma el vicepresidente del Banco Mundial para América Latina y Caribe, Hasan Tuluy.

Según ejecutivos de Polaris, el proyecto le significará a Nicaragua un ahorro de 88 millones de dólares en reducción de importación de petróleo. La planta, que genera 72 MW, está prevista de abastecer el 20% de las necesidades energéticas de Nicaragua. La inversión asciende a 450 millones de dólares, parcialmente financiados por Corporación Financiera Internacional (IFC).

Otros esfuerzos de generación de energía limpia son las llamadas “granjas de viento”, que son ya parte del paisaje rural nicaragüense. El mes pasado, por ejemplo, arrancó oficialmente el funcionamiento de 22 aerogeneradores de la planta Eolo, en el departamento de Rivas, que aportarán unos 44 MW de energía al interconectado nacional gracias a una inversión de 110 millones de dólares.

Para el año 2020, Nicaragua espera producir el 90% de su energía a partir de fuentes renovables, una meta que podría superar a Costa Rica, el más “verde” de sus vecinos, en donde el 84% de producción energética proviene de recursos limpios.

Fuente de información:

http://internacional.elpais.com/internacional/2013/11/02/actualidad/1383360949_138974.html

Los Volcanes y la Energía Geotérmica

Un volcán (nombre derivado del dios mitológico romano Vulcano, hijo de Júpiter y Venus) es un punto de la superficie terrestre por donde sale al exterior el material fundido (magma) generado desde el interior de la Tierra por erupciones de diversas magnitudes de tipo magmática y, ocasionalmente material no magmático, como gases, cenizas, piedras de diversas dimensiones, arena, y una combinación de todo lo anterior a temperaturas arriba de los mil grados centígrados. gases.jpg
c_geo.jpgSin embargo, pese a los enormes riesgos que implica para la población urbana y rural, los volcanes son una alternativa para la producción de electricidad desde hace varias décadas. El secreto de su valor estratégico estriba en la enorme cantidad de energía calorífica yacente en el subsuelo.¿Qué es un Campo Geotérmico?

La palabra geotermia viene de la palabra griega geo, que significa tierra, y thermo que significa calor. En su sentido amplio, la energía geotérmica es el calor interno de la Tierra.

Un campo geotérmico es un sistema natural que permite la extracción de un fluido que está en el subsuelo a alta temperaturas. Los factores que determinan su formación son cuatro: Uno, la existencia de una importante fuente de calor; dos, la presencia de formaciones geológicas que cumplan funciones de reservorios y permitan la circulación de fluidos; tres, la existencia de un área de recarga hídrica, y cuatro, la presencia de estructuras geológicas que actúen de cubierta impermeable y cierren el sistema para que se produzca la concentración del calor.

 

oceano.jpg

Por otro lado, las centrales geotérmicas generan electricidad a partir de la explotación de yacimientos geotermales existentes en algunos lugares del planeta que forman parte del llamado círculo de fuego. El recurso primario puede consistir en vapor, mezcla agua-vapor o agua a alta temperatura, acumulados en formaciones geológicas subterráneas a las que se accede mediante pozos perforados en la corteza terrestre con técnicas similares a las utilizadas en los procesos de extracción del petróleo.
Estas condiciones muy afortunadas son las que hacen factible la producción de energía geotérmica en Nicaragua, con un inmenso potencial a lo largo de la cordillera volcánica de los Maribios, que cuenta con 16 de estos pétreos conos. Esto permitió a nuestro país explotar ese tipo de recursos para la generación eléctrica desde inicios de los 80 con puesta en operaciones de la geotérmica Patricio Argüello Ryan, en las faldas

mapa_volcan.jpgdel volcán Momotombo con 70 MW. En la actualidad esta geotermia es administrada por la empresa israelí ORMAT, producto de un contrato de asociación y participación suscrito por un gobierno anterior; produce un promedio de 23 MW. Así también como el campo Geotérmico San Jacinto- Tizate, en León, cuya generación es de un promedio de más de 30 MW, pero con un potencial de hasta 200 MW, según lo indica en su sitio Web la empresa a cargo.

 

Nuestro país, con estos inmensos recursos está en posibilidad de generar hasta 1,515 MW, tres veces la potencia que se necesita mantener activa en la actualidad para suplir las necesidades energéticas. De estudios realizados durante varias décadas y actualizados por orientaciones del Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional, se han establecido varios proyectos geotérmicos para generar electricidad, que al concretarse cambiarán radicalmente la matriz eléctrica, caracterizada en la actualidad por el uso de combustibles derivados del petróleo, cuyo precio ha estado en constante alza.

De norte a sur, comenzando por el departamento de Chinandega, tenemos dos proyectos geotérmicos de gran magnitud. En primer lugar tenemos el proyecto geotérmico Cosigüina, con 106 MW. Más hacia el sur está el Casita-San Cristóbal, colindantes con el Chonco, con posibilidades de aportar hasta 225 MW.

 

volcanes.jpgLe sigue el proyecto Telica-El Ñajo, en el departamento de León, con una capacidad estimada de 78 MW. En ese mismo departamento se ubican las geotérmicas de San Jacinto-Tizate y Momotombo.
En el departamento de Managua se ubica el proyecto Chiltepe, que abarca más de 300 kilómetros cuadrados. En este sitio, por su extensión y recursos caloríficos puede aportar al país más de 150 MW.
En el departamento de Managua también existe otro reservorio capaz de aportar energía eléctrica al país, aunque muy modestamente. Este pequeño reservorio está ubicado en Tipitapa, con un estimado de 9 MW. En el departamento de Masaya tenemos la caldera de Masaya, con un estimado de 99 MW. Le sigue la Caldera de Apoyo, colindante con Granada, con una capacidad calculada de 153 MW. En el departamento de Granada, a orillas del Lago Cocibolca, tenemos también el reservorio Volcán Mombacho, con una capacidad estimada en 111 MW. Unos kilómetros hacia el Sur, pero en el departamento de Rivas, en la paradisíaca Isla de Ometepe con sus dos volcanes, Concepción y Maderas, se encuentra un reservorio con una capacidad estimada de 146 MW.
Con todos estos proyectos, unos con estudios pre factibilidad y factibilidad y otros no, Nicaragua, gracias a la capacidad de gestión del gobierno sandinista, podrá contar a mediano plazo con más de mil megavatios de capacidad de generación geotérmica, lo que augura un futuro promisorio en esta materia, en tanto se dispone del potencial necesario para el desarrollo de una industria y un comercio con bajo costo energético, lo cual pone a nuestro país en una inmejorable ventaja económica en el istmo Centroamericano.

Fuente de información:

http://www.enel.gob.ni/index.php?option=com_content&view=article&id=117:la-enegia-geotermica&catid=21:noticias&Itemid=5

Anuncios